En el mundo de la moda hay determinadas palabras que deberían estar vetadas de cualquier sesión de naming o elección de nombre para colecciones, editoriales o un nuevo blog. Vintage es una de ellas: de la recuperación a la sobrexplotación hay solo un paso, e incluso hay veces que se utiliza con calzador para definir algo cuando no se tiene muy claro el guión. Podría decirse eso de esta colección que nos ocupa que, con unos resultados más que notables, está muy por encima de su vago nombre.

Dejando aparte esa apreciación sobre el título (que si, es importante pero no lo es todo), Claudina Mata ha presentado en el certamen de diseñadores nóveles de Andalucía “Vendimia Vintage“, una colección que en esencia puede beber de influencias como la década de los 30 o los 50 pero en realidad se aproxima a lo que estamos viendo como últimas tendencias. El encanto de la colección radica precisamente en su feminidad y elegancia, en como utiliza el blanco para crear formas típicas de la moda “de fiesta” con algunos puntos de personalidad propia tanto en los detalles como en la incorporación de complementos de latón dorado. Respecto a los patrones, todos ellos dibujan la silueta femenina con transformaciones no muy arriesgadas pero que si aportan dinamismo al conjunto. Es ahí también donde se ve un guiño a la pureza de Balenciaga o al minimalismo funcional de Armani sin llegar a mayores y que por momentos hace que la propuesta baile entre la moda casual y la costura de fiesta con un leve punto de riesgo en el diseño.

Más que vintage, la de Claudina es una colección de contrastes: apariencia básica con detalles que rompen, patrones sencillos que buscan la transformación o el uso del blanco para que da un plus de elegancia a unas prendas que, presentadas de otra manera, conjugarían para un look diario perfecto para bloguera de moda. Otro asunto también relacionado es que esta colección parece más una línea comercial de un diseñador profesional que la carta de presentación de una joven promesa y eso puede chocar si estamos en un concurso de nóveles.

En líneas generales: Claudina Mata (segundo premio del certamen) realiza una colección muy bien elaborada, femenina, elegante y que solo da su valor diferencial en los complementos y en las (escasas) transformaciones.

Destacamos: los complementos de latón y que es una colección muy vendible-ponible además de bien hecha. No creemos que se la vaya a quedar en casa cogiendo polvo como le pasa a más de un novel.

¿Qué me recomiendas?: el vestido con volantitos a la cintura, el que lleva una falda semitransparente o el conjunto de chaqueta y pantalón corto.