_DSC0030 copiaEmpezamos el mes de Julio, las vacaciones y el periodo estival. Momento en los que aquellos que quieren presentarse a los concursos de nóveles de SIMOF, We Love Flamenco o Jerez se sientan a poner en orden las ideas que han tenido durante la temporada de moda flamenca y que se materializarán el próximo año (si pasan los cortes de los tribunales, claro). A día de hoy nadie tiene la varita mágica de cuál es la colección perfecta para ganar, pero la experiencia en estos concursos nos lleva a este decálogo en el que os contamos en 10 apartados qué es aquello que hay que tener en cuenta a la hora de lanzar una colección de flamenca. Porque esto no va solo de diseñar, es el momento en que te la juegas y debes demostrar tu valía. Por eso os damos estos 10 consejos, que surgen de las muchas conversaciones que tengo con Claudia Alfaro o Elena Rivera cuando hay volantes de por medio, con los que os orientamos y recordaros que sí y que no debe hacer a la hora de presentarse a estos concursos:

Diseños de Alex de la Huerta, Antonio Gutiérrez y María de Gracia, ganadores de la última edición de nóveles en SIMOF

Diseños de Alex de la Huerta, Antonio Gutiérrez y María de Gracia, ganadores de la última edición de nóveles en SIMOF

1. ¿A qué vas? La experiencia demuestra que no todo el mundo que va a los concursos va con el mismo objetivo y eso se nota. Hay colecciones que están hechas claramente para ganar. La de Eloy Enamorado en We Love Flamenco y las de Alex de la Huerta y Antonio Gutiérrez en SIMOF estaban hechas y pensadas para recibir el premio. Y así fue. En la otra cara de la moneda están quienes van a subirse a una pasarela para darse a conocer, probar suerte o ver sus opciones de cara a lanzarse como profesionales. Si no vas a ganar nuestro consejo es que hagas una colección de trajes vendibles, con su toque justo de creatividad y una costura que dé mucho empaque a los cuerpos.

Diseño de Antonio Gutiérrez

Diseño de Antonio Gutiérrez

2. Y ya que vas, ¿Vas a dedicarte a moda flamenca? Al igual que el apartado anterior, conviene separar también aquí los candidatos, porque no todos se quieren dedicar a flamenca. Y eso también se nota en la final. Si tu aspiración es dedicarte a “flamenca-novia-fiesta” porque es lo que te daría de comer en un futuro pero tu deseo es hacer moda convencional, mejor prueba suerte en Andalucía de Moda. Hay gente que ama los volantes y que se queda fuera de las finales por esto mismo. Además, al final se da un fenómeno curioso: en SIMOF nos hemos encontrado colecciones de fiesta con un toque muy andaluz (sin llegar a traje de flamenca) mientras que Andalucía de Moda parece que queda para los aspirantes a vestir a Lady Gaga.

Diseño de Francisco Valverde

Diseño de Francisco Valverde

3. RESPETA el traje de flamenca. Este punto es quizás el más importante. No todo lo que lleve volantes, faldas con vuelo, lunares o flecos es moda flamenca. Con tanta innovación, tanta tendencia o experimentación al final se nos olvida que esto va de hacer trajes para ir a la Feria, que es un artículo de lujo en el que la gente está dispuesta gastarse su dinero y que lo mínimo que merece es un respeto y unos cuidados. Hay que entender lo que es la moda flamenca y respetarla porque, lo creáis o no, las más grandes diseñadores defienden el traje como pocas personas pueden hacerlo.

01 Cristina Garcia1

Diseño de Cristina García

4. NO te fijes en quién ganó el año anterior. Cristina García ganó en 2013 y en 2014 nos hemos encontrado muchas faldas llenas de volúmenes y kilómetros de tela. De una manera u otra, creó tendencia con la forma pero no en el estilo (su propuesta de llevar los años 80 a la moda flamenca fue lo que le dio la victoria más que los volantes XXL). Así que si estás pensando en aplicaciones en oro, en flores estampadas recortadas y cosidas a los cuerpos o en tules empieza por desechar esas ideas. Intenta no parecerte a nadie, pero sobre todo, intenta no recordar a quienes el año pasado rozaron la gloria en esa pasarela.

Diseños de Eloy Enamorado

Diseños de Eloy Enamorado

5. Busca un hilo conductor que realmente pueda ser moda flamenca. Por color, por tejido, por cortes o por temática. Puedes optar por una de esas opciones o unirlas todas en los 6 trajes de WLF o Jerez o en los 10 de SIMOF. Lo más jugoso es buscar un leitmotiv artístico que haga que la colección mantenga una coherencia y la diferencie del resto pero recordamos: no todo en esta vida es aflamencable. Y si, hay que arriesgar y buscar la foto, pero todo en su justa medida. No olvides tampoco que un estilismo de pasarela muy rebuscado puede hacer que el público vea el traje como imponible. Por último, y recordando el primer punto, si lo que buscas es darte a conocer más que ganar, que sea porque tus trajes son de los que solemos decir que “ya están vendidos“.

Diseño de Vicky Martín Berrocal. Foto: wappíssima

Diseño de Vicky Martín Berrocal. Foto: wappíssima

6. Ten personalidad. Sabemos que os encanta Vicky Martín Berrocal. Y Juana Martín. Y Cañavate. Y Cristo Bañez. Y a nosotros también. Son cuatro grandes de la moda flamenca que nos han regalado colecciones que han hecho historia así que por eso os recordamos: ¡Dejad de imitarlos! En especial a Vicky. Ella ha logrado darle una visibilidad considerable a la moda flamenca y lograba la portada de todos los periódicos con Laura Sánchez luciendo sus batas de cola, pero esos escotes, esas mangas y esas faldas tienen un sello y una sombra que no son fáciles de difuminar.

Diseño de Álvaro del Rey

Diseño de Álvaro del Rey

7. Cuida la costura. Llegamos a la prueba del algodón. Los concursos de nóveles se condicionan a un proyecto basado en bocetos y a un traje que decide si pasas a la final. Con esto el pase a ese desfile depende más de la idea y del diseño que de la costura. Y claro, llegamos a pasarela y nos encontramos buenas ideas sepultadas en una costura que deja bastante que desear. Que sí, que el concepto era bueno, que estás empezando y que las medidas de las modelos te las dieron mal, pero a un buen diseño debe acompañarlo una buena costura. Y créannos, las buenas costureras están empezando a tener una edad próxima a la jubilación, así que aprovechad los años de escuela para aprender a coser que esto no va solo de diseñar.

Diseño de María de Gracia

Diseño de María de Gracia

8. Haz un pequeño plan de marketing y comunicación. Tienes el concepto, tienes la idea e incluso la costura y serias opciones de llegar a la final. ¿Qué falta? Pues plantearte qué va a pasar luego con la colección. En caso de que no ganes tienes entre 6 y 10 trajes a los que darle salida. Si es tu primera colección es normal que quieras poner toda tu creatividad en ella, en cambio si es tu segunda vez como novel ya deberías empezar a diseñar pensando en quién podría comprarte los trajes. Dicho de otra manera: piensa en un público objetivo, en cual es el estilo de la Feria/Romería de tu pueblo o ciudad y conoce bien los gustos de quienes te rodean (familares, amistades, contactos de facebook) pues ellas podrían ser tus primeras clientas. Los trajes quedan muy bonitos en una pasarela o en un editorial, pero en las casetas y en las Ferias es donde está el verdadero éxito. No solo es una pena que los trajes se queden en un perchero, si no los vendes tus opciones de crecer como diseñador se ven reducidas respecto a los que si consiguen echar afuera la colección.

9. Acepta las críticas. Todo el mundo que te rodea te dirá que la colección es preciosa, que tus trajes son los mejores, que te mereces ganar y que eres un gran diseñador/a. Pero ten en cuenta que la gente por regla general tiende a regalar la oreja cuando es de tu entorno o cercano a tí (ya no hablemos de la familia). Fuera de ese ambiente la cosa cambia y llegan las críticas que pueden ser buenas, constructivas o malas. Y os juro una cosa: los blogueros de moda flamenca intentamos ser lo más constructivos posibles y no buscamos cargarnos a nadie (al revés, vamos a una pasarela a maravillarnos con vuestro trabajo, lo cual no quiere decir que siempre ocurra). Ahora bien, nosotros mismos escuchamos opiniones de terceras personas que no se cortan un pelo en masacrar una colección y que dejan en pañales cualquiera de nuestras críticas menos positivas.

Eloy Enamorado con Laura Sánchez tras ganar el primer concurso de nóveles de We Love Flamenco

Eloy Enamorado con Laura Sánchez tras ganar el primer concurso de nóveles de We Love Flamenco

10. ¿Has ganado?, ¡Enhorabuena! Ahora empieza lo difícil… Si has llegado al final del proceso con resultado victorioso, recuerda: solo has ganado un premio. Eso no te convierte en un/una grande ni te hace un diseñador/a de reconocido prestigio. No te emborraches de éxito, ni de fiestas, ni de invitaciones ni de postureo. Eso es parte del negocio, pero no lo es todo. Como me dijo una gran diseñadora una vez: “yo vendo lo que vendo porque me encierro en el taller, no porque vaya a donde haya una fiesta“. Ahora te toca demostrar que te lo merecías, vender los trajes y pensar en tu primera colección como profesional. Este año, por suerte, hemos visto como Gitano y Cristina García se subían a SIMOF como profesionales, un detalle que muchos hemos aplaudido porque, si miramos atrás, podemos ver como el cementerio está lleno de premios de SIMOF que no llegaron a mucho.

Y si no has ganado, ¡No pasa nada! Ana Morón no ganó en su año y mirad lo que ha conseguido en tres años. Lo importante es llegar a la final, tener muy claros cuales son tu objetivos, hacer una colección flamenca que sea creativa y vendible y asegurarte que esta tendrá algunas opciones comerciales. Porque, además de crear moda flamenca, también hay que venderla. Un buen diseñador también debe ser un buen empresario, nunca lo olvidéis.

Terminado este post, solo nos queda desearos mucha suerte a todos, animaros a que hagáis grandes colecciones y… ¡Nos vemos por las pasarelas!