10551612_689362101146232_5024591467587586528_oSi hay algo que nos gusta (y de verdad) a los blogueros de moda flamenca es ver como los trajes de pasarela llegan a las “flamencas de verdad”, a las que pisan el albero de la Feria. Es más, cuando escribimos las crónicas de desfiles siempre esperamos que alguien nos oiga y se lleve el traje que recomendamos a casa.

Javier Jiménez, diseñador que debutó en We Love Flamenco 2014, ha recopilado y compartido en su facebook las fotos de sus clientas que eligieron algún traje de su colección “El jardín de mis pecados” para la Feria de Ronda tal como veis en el montaje que encabeza este post.

La moda flamenca en internet no es solo ponerse a ver trajes y decir qué bonitos son todos. De piropos o de admiración no se come y los diseñadores hacen sus colecciones para que alguien las compre, NO para que se las copien (que a veces parece que SIMOF se inventó para eso) y tampoco hace falta ser un iluminado de la economía para explicar como funciona esto. Los trajes de flamenca son artículos de lujo, en ocasiones solo en materia prima se pueden ir 400 euros de gasto fijo y a veces el panorama es desolador. Otras veces, por el contrario, vemos luz y nos encontramos con mujeres como las de Javier Jiménez, esas que además de decirle lo buen diseñador que es transforman sus buenas palabras en una adquisición.

Esas mujeres son las que aman la moda flamenca, las que van a desfiles, ven colecciones, se lo piensan y finalmente se gastan el dinero e invierten en el diseño y el trabajo de una persona que ha estado meses dando vueltas a los volantes hasta dar con la tecla que sonará en la pasarela.

Por todo eso, enhorabuena a Javier y a todos los diseñadores que a día de hoy han vendido el 75% de su actual colección. Y enhorabuena también a las clientas: ellas son las que se han quedado con ese traje que muchas desean pero solo una tendrá en su armario más flamenco.