Mientras la moda flamenca está en pleno desarrollo de su nueva temporada, las principales fiestas que copan el interés del público regional en los primeros cuatro meses del año ya han presentado sus carteles anunciadores. La Semana Santa de Málaga y las Fiestas de Primavera (la eterna unión de Semana y Feria) de Sevilla o la Romería de la Cabeza ya tienen imagen para este 2015. Y es que si algo caracteriza a nuestras fiestas es que, por más que pasen los años y evolucione la publicidad, el cartel se mantiene como sello obligatorio para empezar la particular cuenta atrás de todo lo que está por llegar.

Este año nos hemos encontrado con 4 obras que reflejan el ayer y hoy de la cartelería, aunque cada una con un matiz propio: dos obras de corte clásico y otras dos más innovadoras. O esa es la etiqueta que se les ha puesto.

Carteles clásicos: Semana Santa de Málaga y Fiestas de Primavera de Sevilla.

cartel semana santa malaga 2015

Semana Santa de Málaga. Autor: Francisco Naranjo. ¿Tiene usted algún coleccionable de Semana Santa o visita con frecuencia bares cofrades que acumulen años en sus paredes? De ser afirmativa la respuesta, el cartel que anuncia la Semana Mayor de Málaga le recordará al estilo de la cartelería de la primera mitad del Siglo XX: a medio camino entre el final del modernismo y la estética de la Bauhaus, el planteamiento de Francisco Naranjo es el mejor homenaje a la época dorada del cartel como elemento publicitario. Y es que hoy día confundimos términos: mientras ahora se recurre a «cuadros bonitos» que a veces abusan del sentimentalismo fácil, hace 70 años (e incluso en el primer franquismo) había más diseño y creatividad en las artes publicitarias que las que tenemos en pleno 2015.

B8RkS2pCcAAbv-B

Fiestas de Primavera de Sevilla. Esto es lo que ocurre cuando se confunden conceptos. Hay quién ha dicho que si este cartel era el de 1960. Pues bien, les vamos a mostrar el cartel de las Fiestas de Primavera de 1934 (si, antes de la guerra civil y de la llegada de Franco):

Fiestas en Sevilla 1934

Diseño, innovación y costumbrismo en una misma obra hace 81 años. No es el único caso: como hemos dicho antes, la pinacoteca andaluza de la primera mitad del siglo XX supera con creces a lo que hemos visto en los últimos 50 años. Fue la época dorada del cartel, del auge de la publicidad y de la fusión perfecta entre arte pictórico y comunicación. El cartel de Málaga acierta donde falla Sevilla: Francisco Naranjo juega con las mismas ideas y técnicas usadas hace años. El de Francisco José de Ayala para Sevilla quiere ser clásico pero se pasa de costumbrista y carece de estética o detalles que le den personalidad propia. Sencillamente, es una obra con aspiraciones de ser bonita, pero no tiene opciones de rememorarse en próximos años. ¿Por qué? Porque esto no es clásico ni recrea el costumbrismo. Clásico es esto, esto y esto.

No confundamos términos porque tenemos un gran patrimonio de carteles en Andalucía y Sevilla. El problema está en que hay quienes van de modernos y se creen que llevamos 100 años haciendo lo mismo… solo porque en los últimos 20 años nos hemos dedicado a hacer pinturas bonitas que agraden al público conservador.

 

Carteles innovadores: 450 aniversario de la Hermandad de la Hiniesta (Sevilla) y Romería de la Virgen de la Cabeza (Andújar).

10897842_906734812704888_3577170512413792797_n

450 aniversario de la Hermandad de la Hiniesta. Los mismos que aplauden el de Fiestas de Primavera se horrorizan ante este. ¿Por qué? Porque tiene algo que el otro no tiene: personalidad. Y además de personalidad, mensajes y detalles que hay que saber leer en los trazos de la pintura: el aspecto de la obra es un guiño al propio barrio de San Julián, lugar donde se concentran los principales movimientos de arte moderno en Sevilla (con el Pasaje Mallol a la cabeza). A la vez, entronca con la vida nocturna, multicolor e incluso sórdida de la Alameda de Hércules. Hay quién incluso ve un caos que recuerda a los nefastos sucesos de la II República. Todo ello está en el cartel, la Hermandad ha acertado al no recurrir a una pintura bonita al uso. Acierto no solo por arriesgarse sino porque recuerda a esa época en que las cofradías de penitencia no se conformaban con cualquier cartel para anunciarse.

cartel romeria de la virgen de la cabeza 2015

Romería de la Virgen de la Cabeza. En un saludable punto medio se queda el cartel de la Romería de Andújar para este año. Diseño gráfico y colorido se unen para dar una obra más orientada a la publicidad del 2015, con elementos que permiten desmenuzar el cartel para su uso en redes sociales y con la inconfundible imagen de la morenita presidiendo. El conjunto tiene más de comunicación que de arte, pero logra quedarse en un lugar donde puede gustar a casi todos.

Como vemos, el cartel sigue siendo parte principal en las fiestas andaluzas. Hay quién prefiera lo clásico, otros preferirán lo moderno… Y es que nunca llueve a gusto de todos, ¿No?