Jueves SIMOF 2015 11Un año más con la llegada de las «vacaciones» los jóvenes diseñadores o estudiantes de moda se ponen manos a la obra con los concursos de nóveles de la próxima temporada de moda flamenca, uno de los trampolines para darse a conocer en el sector y recibir el empuje a su propia marca. Un salto que en los últimos años ha dado sus frutos: Cristina García, Alex de la Huerta y Ernesto Sillero han aprovechado bien sus premios y han mostrado (o mostrarán) su trabajo como profesionales. El año pasado ya hicimos un decálogo para guiar a aquellos nuevos diseñadores que probaron suerte. Este año repetimos y renovamos las 10 pautas en base a varias ideas nuevas:

En primer lugar nos centraremos solo en SIMOF ya que la trayectoria del concurso a lo largo de los años nos permite ver qué ideas busca el jurado. También podemos dividir los consejos en dos clases: los cinco primeros vienen a recordar las ideas que se deberían descartar ya que han sido bastante recurrentes en años recientes y puede que el jurado las descarte por repetitivas. Las otras cinco hacen referencias a temas que no habría que olvidar. Por último, y antes de seguir con la lectura, os recordamos que esto solo son ideas que hemos recopilado tras años asistiendo al concurso de nóveles, viendo qué suele puntuar el jurado (o no) o cuales son los parámetros que siempre deben mantenerse. Pero lo importante siempre es que los diseñadores nóveles nos sorprendan cada año y nos traigan ideas nuevas…

Un creativo debe hacer siempre lo que desee sin tener en cuenta ciertas ataduras pero hay que diferenciar entre quienes quieren ganar y quienes quieren exponer simplemente sus ideas. A los primeros les diría que, además de ir con un buen proyecto, acudan a la hemeroteca y comprueben por ellos mismos por qué ganaron unas colecciones y no otras. Dicho esto, pasemos a nuestro particular decálogo:

noveles simof ideas (5)

Bata de cola de Pedro Béjar

1. Pasa del negro. Es el color fetiche de los nóveles. La estrella de las colecciones y el más socorrido para hacer una flamenca que, al parecer, se quiere alejar de lo clásico. Pero el negro ya no es novedad. Como ejemplo más claro podemos citar el último concurso de SIMOF: 8 de las 10 colecciones tenían más de dos trajes con este color. Este detalle sin duda ayudó a Ernesto Sillero a ganar ya que su propuesta se basaba en blancos y tonos pasteles, justo lo contrario que la gran mayoría de sus compañeros en la final. Otra cuestión sería utilizar el negro con una inspiración, que su presencia sea secundaria o meterlo con una idea completamente diferente al de la flamenca ochentera-moderna-con style que se le ha dado en últimos años. Habría que ver como funcionaría ese cambio.

2. Las transparencias no son sinónimo de creatividad. A la sobredosis del negro, se le une también la saturación de encajes y tules para jugar con el físico de las flamencas y buscar ese punto rompedor en la pasarela como si eso fuese el adalid de las nuevas ideas. El problema es que ya hemos visto bastantes monos de encaje (o tul) negro así como cortes hechos para incorporar la sensualidad o feminidad a estos vestidos… Y eso ya es poco novedoso.

noveles simof ideas (2)

Diseño de Rafa Leveque.

3. Di ‘no’ a los complementos dorados. Es otro de las predilecciones para los nóveles influenciado directamente por algunas tendencias en la moda convencional: si el dorado es el color que acompaña (como complementos) a monos y vestidos de invitadas en bodas, en flamenca también tiene su más que destacado hueco. Darle una vuelta a este metal o apostar por otros también darían un aire renovado a pendientes, pulseras o cinturones.

Pilar Vera SIMOF 2015 39

Diseño de Pilar Vera. El estilismo del pase final de ‘La Glorieta’ puede ser el más copiado de la temporada…

4. Hay vida más allá de Lana del Rey o de los claveles rojos. 2015 ha sido el año de los claveles rojos naturales en la cabeza. También se han mantenido las coronas de rosas rojas, los peinecillos también con flores e incluso los canotiers en las romerías… Y es posible hacer peinados con flores que no formen una linea recta sobre la cabeza de la flamenca. En el lado más radical: no os extrañe que alguien prescinda de las flores en 2016…

Sergio Vidal We Love Flamenco 2015 41

Diseño de Sergio Vidal. El diseñador volvió y también quiso acordarse de Frida.

5. Olvida a Frida Kahlo. Decir que la pintora mexicana es tendencia es como decir que lo que se llevan son canasteros. Osea: que todavía sigues en el año 2013 y no has avanzado más allá de la colección que Rocío Peralta puso sobre la pasarela de ese año en SIMOF. El recurso de inspirarse en Frida está tan trillado que ya ni sorprende ni aporta: se puso tan de moda que se ha quemado. Y en un concurso de nóveles el jurado quiere frescura e ideas nuevas.

Jueves SIMOF 2015 7

Diseño de Pedro Béjar

6. Haz una colección que todo el mundo entienda. Una diseñadora me dijo una vez, hablando del concepto de su colección, que sus trajes tenían que contarte la historia sin necesidad de palabras, que cuando las modelos desfilasen, un niño de cinco años pudiese captar la idea. Puede que fuese un tanto extrema pero no le falta razón: cuando un diseñador tiene que ponerse a dar explicaciones sobre su trabajo para que se entienda es que algo falla. Mejor será siempre cuando algo se entiende a la primera. Fue el caso de Pedro Bejar: la salida que abría su colección (sobre estas líneas) era una declaración de intenciones y una «foto» que muchas seguidoras de la moda flamenca recordarán siempre con facilidad.

Diseño de Ernesto Sillero

Diseño de Ernesto Sillero

7. Busca colores, texturas o tejidos inéditos en flamenca. Uno de los motivos por los que Ernesto Sillero ganó SIMOF también fue la elección estratégica de los componentes de la colección: llevó el neopreno a flamenca, algo impensable hasta hace meses, apostó por un minimalismo que se inspiraba en la moda de fiesta y guardaba consonancia con la clientela de la moda para BBC’s, se decantó por el tul en blanco y apenas incluyó algunos detalles. Romper con lo que suele hacerse en un concurso de nóveles a veces puede ser la mejor baza para ganar. Otra cosa que siempre viene bien es hacer un barrido en style.com de las principales semanas de la moda y coger ideas o tendencias que podrían guiar las colecciones, tanto en lo conceptual como en el patronaje.

Diseño de María Ávila. En SIMOF pasó casi desapercibido. En la Feria de Sevilla se convirtió en fenómeno viral por su escote.

Diseño de María Ávila. En SIMOF pasó casi desapercibido. En la Feria de Sevilla se convirtió en fenómeno viral por su escote. Y si, es un traje para ir a la Feria.

8. Nunca olvidar: ¿Ese diseño vale para ir a la Feria? Experimentar y crear está bien, pero los trajes de flamenca tienen un límite: el albero del Real. Si lo que presentas no puede pisar una caseta (aún siendo adaptado) o si la idea está encajada en lo que llamamos moda flamenca con calzador, es poco probable que el jurado se decante por él. Es más, aquellas piezas que dificilmente se han podido considerar como traje de flamenca rara vez han pasado del corte previo a la final de SIMOF.

Diseño de Airam Beige

Diseño de Airam Beige

9. Cuida la costura. Parafraseando también a otra gran diseñadora: ‘yo no entro en valorar el diseño porque es cuestión de gustos pero lo que está mal hecho, está mal hecho‘. Es cierto que en un concurso se valora el diseño o la creatividad, pero la costura es fundamental, más aún en un momento en que las escuelas de moda forman a diseñadores que a veces se olvidan de coser o delegan esa responsabilidad en terceras personas. Ver una buena idea mal ejecutada tiene el mismo efecto que una serie de trajes bien hechos pero sin ninguna esencia que los envuelva: deja indiferente y no logra resaltar.

10. En resumen… Si vas a hacer una colección con muchos trajes negros, con encajes, tul, organza, transparencias, lentejuelas, complementos dorados, coronas circulares de flores, volantes con volúmenes enormes, inspiración ochentera y un toque casi provocativo en el diseño, recuerda que todo eso ya se ha hecho en los últimos años y que Cristina García fue quién le dio visibilidad a toda esa corriente en la moda flamenca. Si miramos la hemeroteca, los ganadores de los últimos SIMOF lo fueron por hacer algo diferente y con personalidad. Mirarse en el espejo de ellos puede estar bien para motivarse, pero sus ideas es precisamente lo primero a descartar. Además, y esto siempre lo repetiré, a un concurso de nóveles se va a ver ideas nuevas y creativas por parte de personas que se quieren dedicar a la moda flamenca. La exigencia que hay precisamente es que, al menos, lo que salga por la pasarela sea minimamente novedoso.

noveles simof ideas (4)

Diseño de Pedro Bejar

A esos 10 consejos, quiero añadir uno más para cerrar el post: no triunfar o no hacerlo a la primera no es el final. Si alguien tiene madera y se quiere dedicar a la moda flamenca solo debe tener paciencia e ir a poco a poco. Pero también les digo: estamos en un momento de expansión, de muchos nombres nuevos que aparecen cada año y que se ven con el éxito de repente, y esto no es una carrera de fuerza, sino de resistencia… Triunfar una vez es posible, conseguir año tras año el aplauso del público y mantenerse frente a la savia nueva no lo es tanto. Y habrá que ver quién sigue aquí dentro de 10 años presentando colección. Ese es el verdadero premio.