No se nos había olvidado nuestra crónica del estilismo de esta semana y aquí la tenéis para todos aquellos que la disfrutáis:

 

Empezamos de nuevo con Macarena Soto que repite como la Mejor Vestida de la Gala por segunda semana consecutiva. Esta vez lo hacía con un traje rojo de Luchi Cabrera perteneciente a su última colección y en el que el aire setentero y de cantaora de tablao ayudaron mucho a completar el estreno que la malagueña hizo con “Oliva El Pan Panadera”. Luchi Cabrera por su parte tuvo doble trabajo ya que también vistió a la Rocío (la bailarina) para su actuación con Juanfran, luciendo el mismo vestido que, en su momento, recomendamos para Selina para cantar “Puentecito”.

 

Cintia Merino protagonizó otro de los momentos destacados de la noche (en cuanto a estilismo) al llevar un traje de Loli Vera, diseñadora de La Puebla de Los Infantes que no había aparecido aun en esta Quinta Edición y lo hacia con un traje muy (pero que muy) de su estilo, buscando personalizar el traje lo mas posible. Muchos recordareis a Loli por vestir a Inma del Rio en la segunda edición y su participación en las ediciones posteriores del programa y su “vuelta” era otra de las más esperadas.

 

Muy fieles a su estilo también fueron Sonia e Isabelle con el traje que María Carmona llevaba de ellas: juegos de tejidos y colores bien complementados, corte muy femenino sin ser demasiado sensual y algunos detalles personales en la colocación de volantes. Todo ello para darle un toque de madurez a la concursante mas adolescente.

 

Selina del Rio protagonizaba el “estreno” de la semana con la diseñadora Carmen Rodríguez, que debutaba en el programa con una bata de cola (con poca cola, eso sí) que había sido uno de los trajes mas “fotografiados” (o más vistos) en páginas webs de moda tras el pasado Simof. Muy original en la composición y en el juego de perforados, si hay que decir que la falda le quedaba muy ancha a Selina, es decir, se la podrían haber entallado un poco.

 

Cristina Serrano continuaba siendo imagen de Nelson y Carreras en el programa con un traje que era “si, pero no”. No se puede negar que Cristina estaba guapísima, muy elegante y que el traje, tanto el color como el diseño, le favorecían mucho. Pero no, no se puede salir a cantar el “Romance de la Otra” como si estuvieses en la alfombra roja de los Oscars. Muchos sabemos que a esta copla le pega más un traje negro o más sobrio y no uno excesivamente elegante y femenino.

 

Finalizamos nuestro repaso con un nuevo capítulo de Aurora Gaviño y sus “trajes repetidos” (y ya van 5 trajes/galas). Esta vez era la debutante Ana María Morales con otro traje, que es muy bonito, pero que ¡ATENCION! Es la tercera vez que sale en el programa. Con anterioridad lo lucieron Joana Jiménez y Remedios Castro y el pasado sábado lo volvimos a ver en la gala. En la imagen siguiente podeis ver la comparativa de los tres trajes. Y ya que estamos: ¿Quién lo lleva mejor? Nosotros nos quedamos con Remedios  porque, en conjunto, era la que mejor iba.

 

Las Brujas de Eastwick en Versión Coplera. ¡Ah No!

 

No sabemos si Aurora Gaviño va a leer esto, pero nos gustaría decirle una cosa: Aurora, somos una página web mas, probablemente nuestras palabras no te importen, pero has pasado de ser de las diseñadoras que mejores trajes llevaba a Se Llama Copla a ser “la de los trajes repetidos”. La memoria de algunos es muy corta, pero otros tenemos ahí Youtube como hemeroteca y no entendemos como una diseñadora con su nombre se dedica a enviar trajes repetidos sistemáticamente… Muy triste la verdad.