Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015 (6)Uno de los conceptos que manejaron algunos autores de la Generación del 98 fue eso de “europeizar España” en referencia al atraso que sufría el país. Años después, muchos cambiaron de opinión y se pasaron a la idea de “españolizar Europa”. Un camino de ida y vuelta que puede aplicarse a una cuestión sobre la moda hecha aquí que parece no tener fin: no vendemos lo nuestro y tienen que venir de fuera para que lo hagan valer. Lo último (y habrá más en el futuro) ha sido ver la colección de Dolce&Gabbana para 2015, una propuesta que reabre el debate (del que hablaremos próximamente) al que respondemos hoy con el trabajo de una diseñadora que maneja como pocas los tiempos que se deben conceder a la moda regional, a la convencional y la inspiración flamenca: Juana Martín.

Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015 (4)

Kastura” (el arbol del amor) es el nombre de la colección primavera/verano que la diseñadora cordobesa presentó hace unos días en la Mercedes Benz Fashion Week Madrid. Un ejercicio de sutilezas y mensajes subliminales para los que somos de aquí a la vez que pensado en maravillar a los que vienen de allí. Los tres colores gitanos por excelencia (blanco, negro y rojo), grandes rosas estampadas sobre los tejidos o pequeñas flores esparcidas por el pelo son los elementos que vuelven a situar los diseños de Juana Martín en el punto exacto entre la inspiración sureña y una moda para el público más internacional. Como compuso Paco de Lucía, “Entre dos aguas“.

Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015 (3)

Precisamente cuando decimos que Juana maneja bien los tiempos de la moda es porque ella sabe cuando sí y cuando no corresponde aflamencarse: en Madrid vemos trajes y prendas que muchas desearían para un día de Feria, una noche de Patios o una buena fiesta flamenca. Es algo que va en las costuras de sus diseños: sin ser flamencos o barrocos, hay algo en ellos que los atrae a nuestra tierra. Esa atracción, al mismo tiempo, le da a unos diseños de aires minimalistas el exotismo suficiente para que, a ojos de un extranjero, la colección tenga un regusto español. No hay lunares ni claveles, los cuerpos no se entallan, los escotes no marcan tanto el pecho y los pocos volantes se dejan caer sobre cuerpos holgados. No se puede hablar con exactitud de inspiración flamenca ni de typical spanish y sin embargo queremos estos modelos para nuestro tiempo y los sentimos como propios.

Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015 (5)

Caminos de ida y vuelta que nos hacen ver un si pero no, que los más puristas inclinarían hacia el “no”, pero que viene a demostrar que la moda no son compartimentos cerrados, sino que las ideas fluyen de un lugar a otro. Y en ese ir y venir Juana tiene el privilegio de maravillar a su público tanto cuando hace una flamenca de verdadera Alta Costura como cuando nos trae un pret-á-porter sin artificios. En SIMOF se españoliza Europa, y en Cibeles se europeíza España, aunque también podría ser al revés.

Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015

No hay que ir reivindicando lo nuestro de manera explicita, no hay que diseñar buscando la aprobación de quienes nos llaman rancios o consideran que estamos caducos, solo hay que aportar lo que tenemos y llevarlos al lenguaje universal de la moda. Decimos que ser flamenca es una actitud y eso es lo que podemos hacer con lo que Juana nos trae temporada sí temporada también: entender su trabajo o su misión como exportadora de la costura andaluza y ser capaces de abstraer sus ideas para llevarlas a nuestro terreno. Ella propone, nosotros (los consumidores) actuamos.

Juana Martin Cibeles Madrid Primavera Verano 2015 (2)Fotos: Vogue.es