Cuatro años en moda flamenca es un abismo enorme que cada temporada, al salir más pasarelas, más eventos y más diseñadores (¡Hola burbuja a punto de estallar!) se va haciendo cada vez mayor. Dejar de desfilar a veces es un riesgo porque la mayoría del público se olvida de ti y la clientela, por más encantada que esté contigo, no es tan fiel como pueda parecer. Ese tramo de tiempo es el que ha estado José Luis Zambonino ausente de las pasarelas ya que las novias, madrinas e invitadas le reclamaban la mayoría de su tiempo. No hay más que ver su instagram y los diferentes blogs de novia para comprobarlo. Pero parecía que al gaditano ya le apetecía volver a flamenca y hacer una tercera parte que nos devolviese a aquellos desfiles que, ciertamente, fueron los que presentaron su firma al gran público.

La apetencia por los volantes no solo queda en el nombre de la colección o en el regreso en sí a We Love Flamenco: ‘Hoy tengo ganas de tí‘ es ante todo un ejercicio de honestidad, de verdad y de sinceridad hacia la moda flamenca. Si algo ha hecho bien Zambonino es desfilar con una colección puramente flamenca, donde solo hay volantes, propuestas de feria y de camino. Ni una novia, ni una invitada, ni una inspiración de fiesta aflamencada o de “esto para el Pescaito”. Nada de eso: solo trajes de flamenca con el estilo propio del diseñador y que marca una evolución respecto a sus anteriores colecciones. No falta el punto como tejido estrella, los colores lisos, una paleta de tonos apastelados muy acertado tanto en Feria como en camino o esas combinaciones de estampados y colores que marcan el punto chic y elegante que el diseñador siempre impregna en la flamenca. La carta cromática se une a un patronaje con escotes en V muy marcados, diseños de mangas que juegan con la caída de las telas, esas faldas cortadas a la cintura de enorme vuelo que tanto gustan al diseñador y que se rematan con esos bolsos-riñoneras que tanto llamaron la atención o los estilismos completados por sombreros o tocados de Luis Benítez.

En conjunto, Zambonino siendo Zambonino pero con un toque muy hecho a la flamenca del 2018. Y ese volver tiene una lectura entre líneas muy interesante: si te diste a conocer en flamenca y vuelves a desfilar en una pasarela donde la gente espera y quiere ver volantes (os recuerdo que el grueso de las entradas son compradas), lo que debe hacer el diseñador es mostrar eso mismo, estilismos y trajes de flamenca. Te guste más, te guste menos, es lo que Zambonino ha hecho y ese apunte deberían tenerlo muchos en cuenta…

En líneas generales: José Luis Zambonino vuelve a desfilar en flamenca con una colección donde la elección de tejidos, el juego de los volantes en mangas o faldas y el aire ligero con toques chic confirman el estilo de sus creaciones que saben adaptarse al mercado actual.

Destacamos: echen un vistazo lento a todas las mitades superiores de los trajes, hay mangas y escotes a tener muy en cuenta.

Destacamos (2): la colección es 100% flamenca, pero algunos trajes bien podrían valer para una boda (lo que viene a ser el camino a la inversa).

Nuestra selección: nos quedamos con el traje a rayas con volantes al hombro, el conjunto de falda y blusa blanca o el traje en tono maquillaje.

Puedes seguir al diseñador a través de instagram.
José Luis Zambonino tiene su atelier en Sevilla, en calle Tomas de Ibarra, 7 (Primer piso).
Contacto: 955092859/685864178

.